Revista de Guitarras

D’angelico EXL-1

Nacido en New York en 1905 produjo durante toda su vida 1.164 instrumentos, hechos a mano. A su vez fue mentor de otros constructores igualmente excelentes artistas de la luthiería como Jimmy Di Serio o Jimmy D´Aquisto. D´Angelico falleció en 1964 de un fallo cardiaco.

 D´Angelico es sinónimo de una tradición legendaria, junto a Elmer Stromberg definieron la guitarra de jazz en las décadas de los años 30 y 40, siendo utilizadas por artistas como Billy Bauer, Chuck Wayne  y Johnny Smith.

Ni que decir tiene que esos instrumentos, al menos los que han sobrevivido, son deseados por los coleccionistas y totalmente fuera de precio para el común de los mortales. Cabe destacar entre los modelos más deseados las Excel y las New Yorker, de estas últimas se construyeron exactamente 300 unidades, de alguna manera los buques insignia de la marca.

Tras el fallecimiento de D´Angelico, su último ayudante, Jimmy D´Aquisto, el único que trabajó en su tienda-taller, continuó reparando y construyendo guitarras hasta que decidió hacerlo bajo su propio nombre, lo que significó la retirada de D´Angelico como marca.

DSC01061Tras diversos avatares, apariciones y desapariciones en 2011 la marca fue adquirida por el hombre de negocios y coleccionista John Ferolito, que asistido por grandes maestros constructores resucitó una nueva línea para D´Angelico con reissues de modelos clásicos y nuevos modelos contemporáneos de semi-hollows y solid bodys de fabricación asiática, además de una línea USA bajo la dirección del masterbuilder Gene Baker.

Aquí vamos a revisar dentro de la línea de fabricación coreana Standard Series, la D´Angelico EXL-1, basada en uno de los modelos más populares en los 50s, la Excel.

CONSTRUCCIÓN, PALA, MÁSTIL

Lo primero que te llama la atención de la guitarra es su look, los acabados están muy  cuidados al detalle. Ya va siendo algo habitual que muchas marcas de guitarras que fabrican en el sudeste asiático presenten instrumentos que tan solo hace unos años hubiéramos supuesto fabricados en otros lugares con mayor “caché”.

Tiene una apariencia lujosa, a pasar de su tamaño –obviamente no es una Telecaster- no resulta muy difícil adaptarte a ella, si por ejemplo estás acostumbrado a una guitarra tipo 335.

La pala tiene un tamaño considerable, posiblemente para equilibrar el balance en cuanto a peso de la guitarra y evitar cabeceos innecesarios, tiene una bonita ornamentación en madreperla en los logos de la marca y del modelo, así como en la tapa protectora del alma, que representa el perfil de un rascacielos Art Decó. En cuanto a las clavijas de afinación lleva unas Grover Super Rotomatic en dorado, como el hardware de la guitarra. La cejuela es de hueso sintético.

El mástil es de arce de dos piezas con una lámina de nogal en el centro, su forma es en “C” suave, resulta cómodo al tacto y al movimiento. La longitud de escala es de 25.5”.

El diapasón es de ébano y los marcadores de posición son bloques de madreperla y los trastes medium jumbo son 22.

CUERPO, ELECTRÓNICA

DSC01060Como hemos comentado la EXL-1 se trata de una arch top por lo que la tapa es arqueada, lógicamente es de laminado, una tapa tallada como las de los años 40 pondría el precio es un punto demasiado exclusivo y ese no es el mercado al que va esta D´Angelico. Eso es un hándicap relativo puesto que guitarras muy clásicas en el mundo del jazz como son las ES-175 de Gibson, con un sonido muy reconocible y estándar, también son laminadas. Bien, pues la tapa es de spruce (picea) mientras que los aros y el fondo son también de arce laminado. La forma es de single cutaway y el fondo es arqueado como la tapa. La talla de la guitarra es de 17” y otras 3” de profundidad.

El puente es de tipo flotante, la guitarra no tiene bloque central y no se podría atornillar a la tapa con garantías, y de palorrosa teñido. El cordal, de dimensiones espectaculares es el D´Angelico Stairstep.

La guitarra lleva un golpeador de siete capas, donde van instalados los potenciómetros de volumen y tono, que sirven para controlar el sonido de este instrumento que viene dado por una pastilla flotante mini humbucker estilo “Johnny Smith” diseñada por Kent Armstrong. Como vemos todo nos remite a las épocas gloriosas de las arch top jazzeras.

SONIDO Y CONCLUSIONES

Sonando la guitarra despierta ese tipo de expresiones estilo “suena como un piano” y esa es la realidad. Obviamente no es una guitarra sonoramente versátil, sus registros están más que definidos, pero en el área sonora donde se ubica es totalmente eficaz.

Unas frecuencias perfectamente equilibradas –lo notas cuerda a cuerda- los graves para nada tapan a los medios y agudos, uno de los mayores riesgos de este tipo de guitarras, el descontrol de graves cuya bola puede con todo. Suena muy definida, redonda y dulce, tanto en fraseos como en pasajes melody-chords, donde puedes expresar los dos planos sonoros perfectamente, simplemente con el ataque. Puro jazz tradicional.

Toda una agradable sorpresa esta D´Angelico EXL-1, luce muy bonita y suena mejor, dos características que no siempre coinciden en este tipo de instrumentos desgraciadamente. Una guitarra para bolos de jazz clásico difícil de mejorar y si además consideras el precio, ya es imbatible…y fabricada en Corea ¡Quién lo iba a pensar!

José Manuel López.

D´Angelico Guitars

EXL-1

Tapa de picea laminada y aros y fondo de arce laminado

Arde

Ébano

22 trastes Medium

Hueso sintético

Palorrosa teñido

Dorado

Grover Super Rotomatic

Una mini humbucker flotante diseño Kent Armstrong

1 x Volumen y 1 x Tono

Lateral

Natural

uitarra cedida por EGM Guitar Shop (www.egmguitarshop.com)

 

0 comentarios en D’angelico EXL-1
Deja tu comentario