Revista de Guitarras

Frank Gambale

Creador del sweep picking y un gran técnico tocando la guitarra, no sólo se considera un buen ejecutor sino un gran docente y un espíritu libre, un artista creador. Queríamos hablar con él y esto fue lo que nos contó.

 ¿Cómo fueron tus inicios en la guitarra? ¿Tenías antecedentes musicales en tu familia?
Tenía seis años de edad y dos hermanos mayores que tocaban la guitarra, yo sólo quería ser como ellos, hacer lo mismo que ellos estaban haciendo.

¿Recuerdas cual fue tu primera guitarra? ¿La conservas?
La primera era una guitarra clásica barata, costaba alrededor de 20 dólares, la primera guitarra ya “de verdad”  fue una Stratocaster blanca serie L que me regaló la familia por mi 13 cumpleaños

Llegas a USA en 1982 ¿Recuerdas como era la escena entonces?
Quería estar más cerca de toda la música que amaba y toda esa música se estaba realizando en Los Ángeles y en Hollywood, así que simplemente tenía que ir allí. El GIT (Guitar Institute Technology) fue una manera de permanecer durante un período de tiempo prolongado. Contactar con profesores y alumnos y crear una red de contactos y trabajo.

¿Cómo te definirías como guitarrista?
Siempre me defino a mi mismo como músico y artista antes que como guitarrista. No me gustan mucho las etiquetas. Puedo tocar la mayoría de estilos y de hecho lo he vivido de esa manera durante años, así que no me gusta mucho la etiqueta de guitarrista de fussion o guitarrista de jazz…prefiero que sean otros los que definan que hago o que es lo que soy. Soy un libre pensador y un artista que no se pone limitaciones y trata de no encasillarse.

FRANK_GAMBALE_22_lrg¿Qué papel ha jugado en el desarrollo de los guitarristas escuelas como el GIT o LAMA? ¿Han influido en nuevas generaciones?
Creo que las escuelas de música son importantes. Te encuentras con un montón de gente que piensa como tú y comparte los mismos sueños y deseos. Muchos grupos y colaboraciones se gestan en las escuelas. Eso lo sé, podría dibujar una línea recta entre mi trabajo en el GIT y Chick Corea. Así que sí, las escuelas son grandes, pero lo importante es lo que te trabajes en ellas. Yo estuve una cantidad loca de horas practicando y tocando cuando estaba en la escuela de música.

Eres uno de los máximos exponentes de una buena técnica, incluso del desarrollo de técnicas como el “sweep picking” ¿Ha llegado la técnica en la guitarra al máximo?
No cabe duda de que mi trabajo con el sweep picking lo estableció como una técnica concreta. Lo pude elevar a lo que es hoy en día. Escribí el primer libro y grabé el primer video al respecto en los años 80. Antes un par de personas podían haber tocado un lick o dos pero nada que ver con lo que hice después. Ahora es una técnica aceptada en el léxico de la guitarra, de la misma manera que se reivindica para Eddie Van Halen la técnica del zapping, el sweep picking se deriva de mis obras originales.

Recientemente acabo de completar un nuevo libro, que será en formato video para mi próxima escuela de guitarra online, trata sobre todos los descubrimientos que he ido haciendo desde que saqué mi libro y video por los años 80 hasta la actualidad.

Si te doy a elegir  ¿qué prefieres un buen sonido o una buena melodía?
¿Por qué elegir, un buen sonido y una buena melodía? ¡Por supuesto!

 ¿Cómo es para ti el proceso compositivo? ¿De que partes…una melodía, un riff…?
No hay una manera, una sola fórmula. Me gustaría decir que es mucho más trabajo de lo que la gente se piensa llegar a hacer una buena canción, sobre todo algo original, algo que no hayas oído antes. Cuando escribo me siento en el piano, con las guitarras, conecto todo el equipo, enciendo el Pro Tools, los ordenadores, los sintetizadores…y eso es sólo el principio. Encontrar un ritmo, una progresión de acordes, tararear una melodía, encontrar un riff, una línea de bajo… ¡lo que sea!

Para ser creativo hay que currárselo. Es como una improvisación espontánea hasta que encuentras algo que te llama la atención y piensas: “Hey, esto mola, puedo llegar a algo bueno desde aquí…”

 Has girado con Chick Corea, participaste en grabaciones nominadas y ganadora de Grammy ¿Qué recuerdas de aquellas primeras giras?
Por supuesto que lo recuerdo. Mi tiempo con Chick siempre ha sido genial. Viajamos por todo el mundo, tocamos en grandes escenarios enfrente de mucha gente toda esa música maravillosa. No hay nada mejor que eso, se ve todo genial desde allí.

Has tenido una importante relación con la didáctica musical, has ayudado a muchísimos guitarristas con tus DVDs y masterclasses pero ¿Qué te aporta a ti personalmente?
Me encanta ver como se enciende la bombilla en la cabeza de la gente cuando comprenden o descubren algo. El conocimiento enriquece la interpretación de la música, nos hace mejores músicos.

Estoy creando una escuela de música online, no sólo para guitarristas, pero el enfoque si que será principalmente para guitarristas. Acabo de completar 12 horas de video lecciones para lo que será el primer curso, que es un curso de Blues. Se inicia desde el principio y progresa de manera lógica y poco a poco cubriendo todos los aspectos del Blues. He elegido el Blues de inicio porque creo que es esencial estudiar blues para un guitarrista. Es ahí donde se aprende a expresar con la guitarra, hablar, gritar, llorar a través de ella. Ahí se comprende lo que se puede expresar a través de los dedos. Cuando esté listo lo anunciaré desde mi web www.FrankGambale.com y desde mi Facebook.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

A la hora de abordar un solo ¿Qué tienes en mente…los cambios, la melodía…?
Por supuesto es necesario conocer y entender todos los parámetros técnicos, el tempo, los acordes, la armonía, las escalas a utilizar, el número de compases etc. Después de esa experiencia, viene la emoción, el feel y la expresión. Un solo debe adaptarse a la música, a la canción. La madurez también es un factor importante.

¿Cuál es tu formación favorita para tocar? ¿En trío? ¿En un grupo mayor…?
Me gusta todo. Diferentes formaciones requieren diferentes cosas pero todas me enriquecen como intérprete. El trío es posiblemente la más difícil, la más exigente, porque la guitarra debe de explicar la armonía y la melodía a la vez, es el trabajo más duro. Unos arreglos inteligentes para que el bajo suene de forma creativa e imaginativa y se enrole con la melodía es esencial en el formato trío. Un cuarteto con un teclista u otro guitarrista lo facilita mucho porque la armonía queda cubierta por otro instrumento que genera acordes y la guitarra puede centrarse en la melodía.

 Has sido y eres una gran influencia para miles de guitarristas ¿Cómo te hace sentir eso?
¡Me hace sentir bien! Cuando empezaba en esto quería ser el mejor guitarrista que pudiera llegar a ser. Mi enfoque no ha cambiado. Sólo quiero hacer la mejor música y tocar la guitarra al nivel más alto que pueda llegar, si por el camino además le gusta a los fans, entonces ya es el paraíso.

Hablemos de guitarras, ahora estás con Carvin ¿Qué nos puedes contar de tu Signature?
Es una guitarra hermosa, absolutamente impecable. Carvin tiene máquinas que trabajan con una  precisión técnica de 1/100 de un cabello humano. Son luthieres con mucha experiencia y los resultados hablan por sí mismos, es imposible hacer una guitarra mejor. Todo el material empleado es del más alto nivel. Lo que es realmente sorprendente de Carvin es que al vender directamente al público, sin intermediarios, los precios son increíblemente bajos. Esta misma guitarra construida por Gibson o PRS estaría en un rango de precios entre 5.000 y 10.000 dólares, mi Carvin se vende por 2.000. Pero hay más, existen hasta 50.000 combinaciones posibles de maderas, pastillas, potes, trastes, radios de mástil, clavijeros, colores, acabados, inlays etc. puedes elegir la combinación que quieras y te lo construyen todo bajo tus especificaciones. ¡Inténtalo con Gibson o PRS!

Carvin se está convirtiendo en uno de los mejores fabricantes del mundo, la gente empieza a tomar conciencia de donde gastar su dinero, lo que le van a dar en Carvin comparándolo con lo que le van a dar en cualquier otro sitio.

Me encanta también el hecho de que tienen un hombre, Mark Keisel, hijo del fundador de Carvin que es el diseñador de la guitarra. He trabajado con él y no con un comité como pasa en otras compañías con las que he tenido experiencias anteriormente. Yamaha por ejemplo, ¡pueden tardar un año en obtener la aprobación para cambiar un cm de sitio el potenciómetro de volumen! ¿Quién tiene tiempo para eso? A Mark le digo: ¿Podemos mover el pote de sitio? Él dice: “Si” “¿Podemos subir un poco las clavijas de afinación?” el dice: “No, demasiada reprogramación del router y el resultado no será mejor de todos modos”. Me encanta. Son una empresa familiar de grandes personas, en la vida no es todo el producto, también es importante la gente que lo representa.

¿Te gustan los instrumentos vintage?
Si pero no todos, sólo los buenos. El hecho de que una guitarra sea de época o tenga una cierta edad, no quiere decir que sea una gran guitarra. De hecho hay que tener mucho cuidado ahí afuera con la compra de instrumentos vintage, hay un montón de limones que quieren pasar por gemas.

También estás con DV Mark ¿Cómo es tu relación con la marca? ¿Participaste en el desarrollo de tu ampli signature?
Tengo una amp/preamp signature que saldrá el próximo mes o por ahí, se llama AMPLI-TUDE. Es impresionante. Tiene una cara digital y un previo analógico, incorpora efectos y por supuesto es midi. Suena increíble, realmente puedo crear cualquier sonido. Me gusta tener todo en uno, muy manejable, ocupa dos espacios de rack. Ha llevado dos años de trabajo conseguir el AMPLI-TUDE exacto como lo quería, el nombre es derivado de “Amplifier + Attitude = AMPLI-TUDE”.

También tengo un cabinet signature, y un pedal de distorsión viene de camino en DV Mark. Me encanta la compañía y me encanta su propietario Marco DeVirgiliis, es un tipo genial con una gran visión de futuro en la amplificación de guitarra y de bajo. Ha sido una colaboración maravillosa, como dije antes, para mi es tan importante la gente que hay detrás del producto como el producto en sí mismo.

Pronto los tendrás disponibles para hacer un review en tu revista.

fg_live_1¿Cómo es un día para ti cuando no estás de gira?
Tengo una esposa guapísima y una hija de cuatro años y medio que son la luz de mi vida, mi inspiración, lo hago todo por ellas con todo mi corazón.

En un día normal en casa, iré a clase de yoga, pasearé, haré ejercicio, montaré en bicicleta, compondré, grabaré música, tal vez un video, escribiré…ya sabes, lo de siempre (risas)

¿Qué recomendarías a los lectores de Cutaway Guitar Magazine que se inician en la guitarra?
Enfócate en ser un gran guitarrista. Estudia música, aprende a leer y a escribir música, estudia diferentes estilos. Mantén tu mente abierta ante todas las posibilidades, se puntual, dúchate, ten un buen equipo que funcione correctamente y suene bien…estas son algunas cosas…no te centres en ser una estrella, si tocas bien, las oportunidades llegarán.

 ¿Qué planes tienes a corto plazo?
Mi principal objetivo es poner en marcha mi escuela de música online, voy a lanzar en breve el mejor curso de blues que se puede conseguir. Le seguirán cursos de Sweep Picking, Teoría, Composición, Modos, Construcción de Acordes, Análisis de Progresiones de Acordes, etc. etc. Además estoy en el proceso de componer para el segundo álbum de Soulmine y valorando la posibilidad de hacer mi primer disco de Blues…

José Manuel López.

0 comentarios en Frank Gambale
Deja tu comentario