Revista de Guitarras

Los secretos de las “dobles” (Humbuckers)

Este mes vamos a hablar de las pastillas dobles, a grandes rasgos, pero también intentaremos desvelar algunas de sus claves haciendo un review sobre sus componentes y como afectan al sonido. De esta manera tendréis más herramientas a la hora de elegir cual es la pastilla adecuada para vuestro sonido.

Las partes de que se forma un humbuc­ker clásica son, 2 bobinas de plástico, un iman, hilo de cobre, espaciadores, cubiertas (opcional) y polepieces (en forma de tornillo y sin roscar).

Las bobinas plásticas son el soporte del hilo de cobre, bobinas plásticas normales, ni más ni menos. No tienen ningún misterio, salvo que albergaran las bobinas de cobre.

Estas bobinas se enrollan en diferentes direc­ciones, una a izquierda y otra a la derecha para obtener la cancelación de fase. Todos sabéis que las humbuckers, solas y combinadas no deben emitir ese sonido (algunos lo llaman “ruido”) lla­mado “Hum 60Hz”, ese típico sonido que se da en las singles sobre todo más clásicas.

A partir de ahí vamos a entrar en materia de bobinado. Las dobles habitualmente se pue­den bobinar con hilo 42 awg ó 43 awg, uno más grueso y el otro mas fino. ¿Por qué?, el hilo más fino nos permite dar más vueltas en la bobina y por lo tanto aumentar su salida. Es el hilo más utilizado en pastillas de alta ganancia, con una gran compresión y un carácter más agudo y luego tenemos el más “gordo” que se utilizaría en pastillas de 7k a 9k aproximádamente. No es una regla de tres, hay fabricantes que utilizan hilo fino para pastillas de baja salida.

Luego entramos en la fase del bobinado en sí. El “Scatterwound” o patrón desordenado, para mi siempre es recomendable, aumenta la riqueza sonora en gran medida. A la hora de diseñar una pastillas debemos de saber que en la mayoria de humbuckers, las dos bobinas tienen la misma salida y por lo tanto, la suma de las dos será la salida final. A mi personalmente me gusta experimentar con diferentes salidas en las bobinas, más que nada porque te permite dar mas carácter a una zona donde actúa la guitarra o menos, eso es importante por ejemplo al hacer una humbucker para strat, que cuando mezcles, media humbucker e intermedia se quede so­nido strat. A su vez en Gibson muy agudas, poder cargar más la parte interna para que no recoja tanto de puente. Todo esto son op­ciones en la fabricación de pastillas “Cus­tom” obviamente.

Una vez tenemos el diseño iríamos hacia la salida. La salida de las pastillas en humbuc­kers, variaría en función del estilo que vayamos a tocar. Si necesitamos “cera”, pues existen pastillas con salidas descomunales, que nos darán ese extra “punch” que necesitamos.

2

Como yo soy “vintagero”, pues mis opinio­nes sobre salidas son más comedidas, que agradezco, porque permiten unos limpios perfectos y con tono que a veces con pastillas de alta ganancia quedan muy cristalinos pero sin personalidad. Eso si, en algunas pastillas, no en todas.

Pasamos a los imanes en humbuckers ¿Al­nico II, III, V, cerámicos? Alnico II, meloso, buen recorte en agudos, no es tan punzante. Alnico tres, bonitos medios, graves redondos. Alnico V, “punchy”, twangy, y dinámica con distorsión. Cerámicos, los reyes de la “recogida” mucha carga, siempre todo está arriba.

Una vez la tenemos montada -se mon­tan espaciadores y polepieces- viene uno de los grandes dilemas sobre las humbuckers, “Waxx”, ¿si o no?

Waxx es la inmersión de las pastillas en ce­ras y parafinas para disminuir los feedbacks producidos por las bobinas al vibrar, o ruidos parasitarios al tocar a alto volumen sobre todo cuando se mete mucha distorsión. A mi perso­nalmente me gustan los dos tipos. Sin waxx, parecen que suenen más ligeras, con más aire en acordes debido a estar el hilo suelto, las que llevan waxx suenan un poco más contunden­tes, un pelo más rabiosas. Son percepciones, no es ningún estudio que haya realizado.

Las cubiertas. Hay gente que no le gustan o gustan por estética. Las pastillas con cu­bre pueden tener un poco más de feedback a alta ganancia, las que no llevan cubre pue­den recoger más “parásitos”, los cubres y su material afectan al sonido, pueden recortar agudos o recortar la “capacitancia” de la pas­tilla, por lo que tambien nos afectará al soni­do. Tambien son percepciones mías que me han ayudado a poder diseñar más al gusto de cada cliente.

Los polepieces nos ayudarán a regular un poco la altura de recogida de la pastilla, para llegar al punto “X”, muchas pastillas no hace falta regularlas, pero yo os invito a que experi­mentéis, a veces ayuda una “regulación” a que nuestro sonido suene “por igual” nota a nota y que tocando acordes suene todo más redondo.

Conclusión. Es importante tener herramien­tas para seleccionar unas humbuckers, y una vez elegidas instalarlas correctamente, con buenos componentes electrónicos, para que en definitiva, podamos disfrutar de un gran so­nido “Doble”.

Vicente Morellá
Bull Skull Guitars & Pickups

0 comentarios en Los secretos de las “dobles” (Humbuckers)
Deja tu comentario