Revista de Guitarras

Philip Newell I

El nombre de Philip Newell te puede sonar a no, pero si te decimos que ha sido cofundador de la Virgin Records junto con Richard Branson te quedas sorprendido. Como técnico, productor o ingeniero han pasado por sus manos los siguientes artistas (puedes frotarte los ojos, estás leyendo bien): Led Zeppelin, Jimmy Page, Rolling Stones, Frank Sinatra, Mike Oldfield, Queen, The Who, Tom Newman, Jethro Tull, Genesis, Duke Ellington Orchestra, Albin Lee, Royal Philarmonic Orchestra, etc. Philip es el creador del Minor Mobile Studio, el primer estudio móvil del mundo de 24 pistas para grabar directos. Además es miembro y congresista de la AES y del Institute of Acoustic (MIOA)

Philip, ¿En qué consiste tu trabajo?
Soy consultor e ingeniero acústico, diseño estudios de grabación, estudios para mezclar bandas sonoras de cine, escenarios, clubes de música, salas de conciertos, salas deportivas, diseño fábricas que necesitan tener un control sobre ruidos industriales, escribo artículos, escribo libros, hago investigaciones en universidades, diseño laboratorios en universidades, trabajo con arquitectos, científicos, ingenieros, músicos, técnicos….me gusta este trabajo porque nunca hago dos veces la misma cosa. Trabajo en la confluencia entre la ciencia, la tecnología y el arte, es imposible aburrirse.

Supongo que en tu trabajo la experiencia lo es todo. ¿Te quedarías con un chico recién titulado en acústica o con un señor que no tiene título pero si muchos años de experiencia?
Como un capitán de un buque en medio de una tempestad, yo voy a confiar más en un capitán de 70 años, marinero desde muchacho, que en un capitán joven por muchos títulos que tenga. Mi trabajo no es intuitivo, muchas veces las soluciones no son obvias por lo que muchas veces es necesario confiar en la experiencia más que en los cálculos.

Me has comentado que colaboras e investigas con varias universidades. ¿Con qué universidades trabajas?
Sobre todo con la Universidad de Southampton en el Reino Unido y la Universidad de Vigo, pero estoy vinculado con muchas más investigaciones en otras partes del mundo, de manera más o menos formal.

¿Dónde te formaste Philip? ¿Dónde te curtiste tanto a nivel académico como práctico?
En colegio estudié sobre todo las ciencias, a pesar de que me apasionaba la música. Estudié electrónica al mismo tiempo que trabajaba en una tienda de equipos de alta fidelidad. Después trabajé como técnico de sonido en una de las salas de conciertos más grandes de Inglaterra, para una empresa llamada Mecca. Durante este trabajo pasaron por mis manos los grupos más importantes del mundo y aprendí muy rápido la diferencia entre trabajar con las superestrellas y trabajar con músicos más normales. Después pasé a trabajar en los estudios Pye Records, que fue de los más grandes en Gran Bretaña. Tenía una plantilla de gente muy profesional, nada menos que tres generaciones de técnicos e ingenieros trabajando lado a lado. Fue una forma de universidad para mi pero en una manera práctica. Pasé a trabajar con músicos de altísima calidad……. Wilson Pickett, The Who y muchísimos más, eran los años 60 y los mejores músicos venían al estudio. Sin esta oportunidad de trabajar con los mejores músicos y técnicos de aquellos años hubiese sido imposible adquirir los conocimientos que ahora tengo. Se juntaron muchísimos ingredientes. Date cuenta de que con sólo 23 años me convertí en el jefe de ingenieros de toda la Virgin Records y a pesar de ello yo ya tenía 7 años de experiencia. Por aquel entonces había mucho dinero en la industria, era muy profesional. Fue posible invertir dinero en equipo, mucho mejor equipo que el que es normal hoy.

¿Qué diferencia hay entre una superestrella y un músico profesional no tan conocido?
Hay buenos músicos profesionales pero les falta eso “algo” especial para ser una superestrella. Yo creo que es la calidad aliñada con ese carisma y presencia especial el que hace a una superestrella. Por supuesto la calidad de las canciones es muy, muy importante para triunfar. También hay malos músicos a los que la fama llega desde su aspecto o cómo actúa.

¿Qué opinas de la industria musical de hoy?
Es una pena cómo se ha perdido tanta profesionalidad. Ahora no tenemos los recursos que teníamos antes. Por aquel entonces si hacía falta comprar un equipo que costase lo que hoy valen cuatro casas se compraba y listo, no había ningún problema. Ahora es imposible pensar en esa proporción. Ayer mismo he estado hablando con un ingeniero de los Estudios Metropolis en Londres y hemos recordado viejos tiempos. Mis ganancias como ingeniero altamente cualificado de toda una semana no eran suficientes para pagar ni una hora de estudio en Pye Records, donde hace 35 años trabajamos juntos. Con este tipo de inversión en los estudios fue posible tener lo mejor de entre lo mejor.

Ahora todo el mundo puede grabar una maqueta en su casa y antes el acceso a los estudios era mucho más restringido, ¿No es así?
Fue un filtro natural. Si los músicos no fueran músicos de altísima calidad individualmente o parte de un grupo con mucho éxito era casi imposible pensar en grabar. Los músicos eran muy, muy buenos. Hoy en día los músicos están confiando demasiado en el equipo. Yo tengo referencias sobre lo que es posible y lo que no es posible, se cómo llegar a los mejores resultados y el equipo no puede sustituir la habilidad de los músicos ni la calidad de sus instrumentos. Nunca ha habido ni de momento hay manera de utilizar los procesadores de grabación para cambiar el sonido de una guitarra barata en una Les Paul o Stratocaster, no se puede hacer. Todo el mundo está pensando en ecualizadores y cosas así pero estamos hablando acerca de respuestas de frecuencia. Sin embargo, cuando estamos hablando de cambios en la respuesta en tiempos, las llegadas de las resonancias distintas en un instrumento, no hay procesadores para cambiar esta parte del sonido. Ecualizadores no son soluciones universales.

O sea, que para sonar bien hace falta un buen instrumento y sobre todo un buen instrumentista….

Si, siempre. Lamentablemente hoy en día la gente no quiere aprender. “Huy, es duro”, se dicen. Pero no hay alternativa. No obstante hay gente que nace con unas habilidades, creo que es igual que con los futbolistas, como Raúl, Ronaldinho, Samuel Eto´o. La mayor parte de la gente puede trabajar durante 10 o 25 años y practicar durante 10 horas al día, pero nunca podrán llegar hasta ese nivel de habilidad. Con los músicos pasa lo mismo. Todos los músicos tienen que estudiar y trabajar duro pero algunos nacen con una ventaja enorme, con una habilidad natural. Yo mismo quise ser músico y estudié piano durante 5 años, tengo certificados académicos y terminé los estudios. Pero muy rápido, a partir de trabajar con los grandes me olvidé de serlo porque para mi fue obvio, nunca llegaría a ese nivel. Así que me centré en la grabación y en aprender a “moldear” la música. Del mismo modo hay grandes músicos que no tienen ni idea de la Producción de la música. Como con los futbolistas, no cualquiera puede ser entrenador del equipo y el capitán del equipo no es siempre el mejor jugador, es una persona con una visión más global, como el productor en el mundo de la música, el Productor, y éste necesita de los demás jugadores.
Phil3
¿Qué opinas de la música en España? ¿Por qué estamos a años luz de los países anglosajones?
Es curioso, hasta los países de la antigua Unión Soviética han dado músicos de una calidad buenísima… para ellos es una parte de la cultura tan importante como la que más. En Gran Bretaña la industria musical es la cuarta más grande para exportación del país, factura más de 10.000 millones de euros al año. Tenemos a Sir Elton John, Sir Mike Jagger, Sir Cliff Richard, Lord Andrew Lloyd Webber porque ser músico es una profesión tan bien vista como ser arquitecto, ingeniero, etc. Están al mismo nivel a los ojos de la gente de la calle. Hay más apoyo para músicos. En Escocia, al terminar los estudios los chicos tienen 6 meses para encontrar trabajo si no quieren perder su subsidio del Estado. Bien, si puedes demostrar que perteneces a un grupo que toca en público por lo menos dos veces por semana es posible seguir cobrando el paro. ¡El gobierno les apoya!. En Irlanda, por ejemplo, los músicos casi no pagan impuestos. Es tan importante para el país, no solo para su promoción, sino para la entrada de dinero al país que apoyan a sus artistas. En España es totalmente distinto, la gente piensa en los músicos como en personas que no quieren trabajar o drogadictos. Para los países del norte y este de Europa la música es una parte superimportante de sus culturas.

¿Cómo ha cambiado el sonido a lo largo de tu trayectoria profesional?
Verás, la pasada semana estaban hablando en la televisión sobre Alfredo Di Stéfano. Entonces, puesto al lado de Raúl es difícil decir quién fue el mejor porque estaban en culturas distintas con oportunidades distintas, con regímenes de entrenamiento distintos, con distintas tecnologías……. Creo que un campeón en cualquier época es un campeón. Del mismo modo la música está evolucionando, desarrollándose…es difícil decir cómo ha cambiado porque todo el mundo ha cambiado a la vez. No sé si es cuestión de mi edad o no, pero estaba viajando en un coche hace dos semanas y en la radio estaba sonando “Satisfaction” de los Rolling Stones, de 1966. Una chica que viajaba conmigo, que por aquella época no había ni nacido, decía que aún tenía un sonido moderno a pesar de que se grabó hace 42 años.

¿Analógico o digital?
A pesar de ser cosas totalmente distintas, a mi me da igual analógico que digital. Un buen músico va a hacer un buen trabajo de un modo u otro. Creo que hoy por hoy tenemos más posibilidades de hacer buenas grabaciones y actuaciones que antes, aunque como te dije se está confiando mucho en el equipo. Aún hay grandes, tan grandes como los de siempre aunque te hablo un poco desde la nostalgia.

¿Hacia dónde va la música? ¿Van a desaparecer las discográficas?
Hoy por hoy hay muchas más actuaciones en directo que hace 10 o 15 años. Estamos pasando por ciclos. Creo que hay muchos más directos porque muy poca gente tiene buenos sistemas de música en casa. Hoy en día la música se escucha en Ipods, MP4 etc, pero se pierde todo un rango de frecuencias y no es igual. Hay toda una generación de personas que no ha tenido equipos de alta fidelidad en su casa y por lo tanto no han escuchado la música como hay que escucharla. Por eso se van al directo, para sentir todo lo que te puede dar el buen sonido, igual que la gente se va al cine para ser envuelto por la película. No hay comparación posible entre una película en DVD y una película vista en el cine, se pierde mucha de la emoción. Y un resultado de los directos es que la gente quiere grabar de la misma manera. Hace años fue necesario tener salas grandes de grabación para grabar 20, 30, 40 músicos a la vez, no existía la forma de doblar los instrumentos. Para conseguir un sonido de 3 guitarras eran necesarios 3 guitarristas. A partir de la llegada del equipo basado en ordenadores para grabar en casa, los estudios pequeños presionaban a los músicos para adaptar su estilo de tocar a la capacidad del sistema de grabación. Muchos estudios caseros no tienen 20 micros, no pueden grabar un grupo de 5 músicos a la vez, entonces metían presión para grabar primero la batería, después el bajo, luego la guitarra, etc. Esta manera de grabación es muy fría, es mucho más emocionante tocar los 5 músicos a la vez. Los grupos, a partir de los directos se están dando cuenta de nuevo de que grabar tocando juntos es mucho más emocionante y los estudios vuelven a requerir espacios grandes para juntar a varios músicos y tocar en directo. Yo estoy construyendo muchos más estudios con salas grandes, como antaño, que hace 10 o 15 años. Como ves esto es cíclico. Debemos quedarnos con lo positivo de cada ciclo aunque como te digo se ha perdido mucho y se vuelve a lo de antes.

Y tanto han cambiado las cosas que llegó Internet y se armó el lío padre. ¿Qué opinas sobre Internet y el pirateo de canciones? Y sobre todo, ¿Qué opinas del canon digital?
Creo que el pirateo no es tan responsable del desastre como las empresas discográficas nos quieren hacer pensar. Un gran hándicap de internet es la incapacidad para pasar música de alta fidelidad, la compresión de MP3 es fatal para la música. Me canso a los 10 minutos de escuchar MP3, frecuentemente no hay rango dinámico. Cosas muy importantes como el rango de armónicos, reverberación, espacio en el sonido, todo se está yendo a la basura. Un aspecto importante en la caída de las ventas de música grabada es la falta de calidad, como te dije hoy en día mucha gente no tiene buenos sistemas en casa para escuchar la música. No pueden disfrutar de una buena actuación o grabación porque no tienen qué lo reproduzca. También la sociedad ha cambiado, ahora se buscan varios estímulos a la vez, ver, escuchar, comer……es una sobrecarga de sensaciones y creo que eso está cambiando la percepción de la música. Quizá la música no es tan importante en la vida de la gente de hoy en día como hace 20 años. Se disfrutan más los videojuegos, las cosas multimedia. Creo que las discográficas están buscando disculpas para las caídas en las ventas pero el mundo está cambiando, no es una cuestión del pirateo. Los CDs vienen con su folleto y los fans lo agradecen y lo pueden leer miles de veces si así lo quieren, pero una descarga de internet mp3 no tiene esa sensación de ser algo físico. El soporte físico está desapareciendo y la música se está convirtiendo en algo de usar y tirar. El consumismo es tremendo, la gente está esperando siempre una sensación nueva. Hace muchos años también existía el pirateo pero lo realmente importante era tener el original, no la copia.
Phil4
¿No crees que hay una sobreproducción de música, como en el caso cinematográfico, para mantener una industria que es enorme?
Si, por supuesto. Yo recuerdo cómo hace muchos años había dentro de las discográficas una ilusión enorme, lo importante era la música con mayúsculas tanto para los músicos como para los técnicos. Cuando estas pasaron a manos de las multinacionales lo único que las movía era el dinero. Es muy difícil pensar en cualquier cosa artística solo en términos de dinero, es fatal. Desde cierto punto de vista las multinacionales están siendo víctimas de su propia avaricia. Ahora no existe tanta originalidad y solo se busca el éxito a través de fórmulas exitosas que se comparan con las de la competencia. El arte no funciona así, no hay nada original en seguir el último éxito. Hoy en día no se quiere arriesgar dinero y sólo se invierte en fórmulas garantizadas, ¿qué tiene esto de artístico?. Nada.

De los guitarristas con los que has trabajado y a los que has conocido, ¿Cuál es el que más te ha impresionado?
He trabajado con Jimmy Page, Mike Oldfield, David Gilmour, Pete Townsend, Brian May, buff… montones de ellos. Es difícil decir quién es mejor, ¿quién es el mejor futbolista del Real Madrid, Iker Casillas o Raúl?.Tienen trabajos distintos. Los guitarristas tienen estilos distintos. Por ejemplo, David Gilmour de Pink Floyd no es en mi opinión un guitarrista muy flexible. Hace lo que hace como nadie, es increíble pero tiene un estilo muy particular de tocar. Es difícil comparar porque nadie puede imitarle y él no puede tocar como otros guitarristas famosos. Mike Oldfield también es otro superdotado, pero no lo elegiría para tocar blues por ejemplo. Cada uno tiene sus particularidades. Al mismo tiempo los instrumentos musicales también las tienen y pueden cambiar la habilidad del músico para tocar, hay un feedback entre ambos. Los buenos guitarristas tienen montones de instrumentos distintos.

Una vez más hablamos de la calidad de los instrumentos, ¿una buena guitarra hay que merecerla?

Si, pero la gente está demasiado obsesionada con ellos, y un buen instrumento en las manos de un músico de poca calidad no va a hacer nada mágico. Los instrumentos buenos son muy caros. Hoy por hoy podemos encontrar instrumentos que valen un 15 por ciento de lo que cuesta un original y que nos ofrecen el 95 por ciento del sonido del original. Es el ejemplo de Gibson y Epiphone, la gente está obsesionada con tener una Gibson y quizá una Epiphone se acerque mucho a lo que está buscando. En las manos de un buen guitarrista estos instrumentos de segunda calidad suenan muy, muy bien. Si no suenan igual probablemente sea por la falta de experiencia y no por el instrumento. Se está confiando mucho en el equipo como te dije y lo que hay que hacer es estudiar mucho más. No obstante, los músicos buenos pueden llevar los instrumentos buenos a un nivel altísimo.

¿Los grandes guitarristas a los que has conocido estudiaban mucho?

Horas y horas cada día, todos los guitarristas famosos a los que he conocido. Pero no es un trabajo, es algo que les sale de dentro, necesitan hacerlo. Para algunos de ellos esta es la única manera de comunicarse con el medio exterior, no tienen otra manera tan directa. No es un pasatiempo, no es un trabajo, es la vida misma para ellos. De todos modos tenemos una imagen distorsionada del músico profesional dedicado sólo a la música, aparentemente no deberían de tener amigos y vida social pero la mayoría si la tienen y mucha, pero la música es el aspecto central de sus vidas.

Darío Carrera

0 comentarios en Philip Newell I
Deja tu comentario