Revista de Guitarras

Suhr Classic

 

John Suhr es uno de los principales artífices de la popularidad del concepto boutique en el mundo de la guitarra. Desde sus trabajos en la Custon Shop de Fender como Masterbuilder, a su incursión en el mundo de la fabricación de guitarras, amplificadores o pedales con su propia marca, ha mantenido una constante en la búsqueda de la calidad y el perfeccionamiento de sus productos, no dudando en aplicar las nuevas tecnologías durante el proceso e indudablemente consiguiendo su propósito. El peso que está logrando se puede confirmar viendo su nómina de endorsers simplemente.

 

Resulta del todo difícil conseguir esta­blecer diferencias dentro del mundo de la guitarra actual cuando hablamos de fabricación -parece ser que ya está todo inven­tado- si nos referimos al concepto clásico de Stratocaster, por lo tanto la mejor manera de lograrlo puede ser tratar de cuidar todos los detalles al máximo en lo referente a construc­ción acabados y ajuste. Por otro lado, mante­ner un estándar alto en calidad de materiales e innovación en lo posible, siempre sin perder de vista la idea de lo que es una strato, ha sido la elección de John Suhr para lograr esa di­ferencia que llame la atención del guitarrista, puesto que al final del proceso todo ello debe conducir a sonido y “tocabilidad”.

Hoy vamos a chequear una Suhr Classic. Lo primero que resulta curioso es que al abrir la caja de cartón –el instrumento nunca había salido de ella- la guitarra está casi afinada, suena muy bien desenchufada y es ligera, dio 3,200 kilos al pesarla. La construcción y acaba­dos son impecables. Vamos con ella.

1

Pala y mástil

La pala y el mástil son una misma pieza de arce junto con el diapasón, esta tiene el diseño ya habitual de Suhr, afilado, con las clavijas Sper­zel de bloqueo en línea. En la parte delantera se encuentra el logo del fa­bricante y en la trasera el número de serie, el made in usa y el logotipo del sistema de afinación Buzz Feiten con el que viene equipada la guitarra. Las cuerdas entran en los clavijeros de afinación en una trazada totalmen­te recta, pasando a través de una cejuela de hueso.

El mástil es en forma de “C” con un radio compuesto de 10”- 14” para facilitar la ejecución y el más popular de los que monta Suhr. El acabado es en satin, con esa rugo­sidad tenue que lo hace muy agradable al tacto. Monta trastes de acero que garantizan estabilidad y duración, a la vez que le confie­ren un toque brillante al sonido, estos son de tamaño medium perfectamente encastrados e igualados con la tecnología Plek. Los marca­dores de posición son puntos negros que con­trastan con el tono claro del arce y se encuen­tran en los lugares habituales.

Cuerpo y electrónica

La combinación de maderas, obvia para una guitarra “cincuentera”, es el arce junto al fres­no, por lo que el cuerpo de esta Classic está realizado en fresno. Muy ligera, con brillo y dulce al mismo tiempo cuando vibra. La forma es la típica de strato, con mayor acentuación el los rebajes de los contornos buscando que se adapte cómodamente al cuerpo del guitarrista al tocar. Tiene un acabado tobacco sunburst en dos tonos, con brillo, que deja ver perfec­tamente el veteado de la madera. La unión al mástil se efectúa con 4 tornillos que pasan a través de un neckplate. El acceso al alma para el ajuste del mástil se encuentra en la base de este. El pickguard es blanco de tres capas.

El puente de esta Suhr es un Gotoh de seis selletas, que le da un cierto toque vintage al instrumento, de acero y fresado de precisión en la construcción, garantiza la afinación y la estabilidad. La entrada de jack es frontal

Al respecto de la electrónica, la guitarra monta 3 pastillas V60 singles, el enfoque de estas pastillas es recrear los sonidos propios de las pastillas de los 60, para ello utiliza los mismos imanes empleados en esa época y como consecuencia se logran agudos “campa­nilleantes”, unos medios fuertes y claros, así como unas frecuencias graves consistentes.

Los controles para gobernar este instru­mento son: potenciómetro de volumen, uno de tono y un Blender que actúa mezclando las pastillas permitiendo mezclas entre las pasti­llas de puente y mástil o que suenen todas a la vez. Para mayor información sobre como fun­ciona el blender es interesante leer el artículo de Toni Fayos en el número 15 de Cutaway en la sección Trucos y Ajustes.

2

Sonido y conclusiones

Realizamos la prueba de sonido con un Bad­ger de Suhr, un cabezal de 18w a través de una pantalla 2X12 de Custom Audio, un partner de la familia para esta Classic.

La guitarra ofrece un sonido con un timbre claro y rico, con mucha pre­sencia de los tonos secundarios. A pesar del arce, no resulta chillona sino más bien algo “pastosita”. Tie­ne mucho sustain, suena redonda y da el tono clásico de una Strato pero no tan brillante como sería una Fender en su posición de mástil. Con la pastilla central tiene ese cuajo propio también de las Strat.

En general es una guitarra que suena contenida, para nada afila­da, no se desparraman las frecuencias, parece que siempre está todo en su sitio em­plees la ecualización que sea. El pote de tono tiene mucho recorrido lo que ayuda a encon­trar matices sonoros y cuando bajas volumen de la guitarra no pierde nada de definición, es equilibrada. Puede encajar perfectamente en cualquier estilo musical porque se adapta bien a cualquier entorno.

La Suhr Classic es una guitarra de primer nivel, cuidada en todos los detalles, moderna en su overall general partiendo de un concep­to clásico y un claro exponente de lo que es el “boutique” asequible.

José Manuel López

Suhr Guitars

Classic

Fresno

Arce

Arce, perfil “C”

Hueso

Medium de acero

Gotoh 510 de seis selletas

Cromado

Blanco de 3 capas

Sperzel de bloqueo

3 V60´s Single Coil LP

Volumen, tono, “blend” y switch de 5 posiciones.

Frontal

Tobacco Burst en dos tonos

AFJ Guitars

0 comentarios en Suhr Classic
Deja tu comentario