Revista de Guitarras

Gretsch Rancher G5034 Fideli-Tron

Manteniendo una actividad como compañía fabricante de instrumentos musicales desde 1883 es difícil no asociar Gretsch Guitars a una imagen vintage,  focalizada en finales de los 50s con exponentes como Eddie Cochran y demás músicos que iniciaban el viaje del rock and roll. Incluso durante la década siguiente estuvo muy presente en bandas de rock y psicodelia, siempre en el contexto de la guitarra eléctrica de caja.

Y siendo esto así, no es menos cierto que estamos en 2015 y que Gretsch sigue proponiendo instrumentos que orbitan alrededor de esos sonidos clásicos y de esa estética tan atrayente para los aficionados a esos tipos de música y de tendencias, igual que a otras posteriores más indies.

Sin embargo Gretsch Guitars también produce guitarras acústicas y como no podía ser de otra manera, entroncan visual y sonoramente con la imagen que acabamos de comentar. Vamos a revisar dos instrumentos electroacústicos con características y especificaciones distintas, aunque ambas partan de una base común que no es otra que el concepto Gretsch. En primer lugar la Gretsch Rancher G5034 Fideli-Tron, una dreadnought con pastilla y sistema de vibrato y en segundo lugar la Gretsch Rancher G5022 Falcon, una jumbo con previo Fishman.

 Esta es una guitarra realmente original y diferente, no es usual ver instrumentos como este que es casi un hibrido de guitarra eléctrica y acústica, un concepto parecido al que hemos visto en la Gibson Howard Roberts, aunque esta Gretsch parece más acústica que eléctrica mientras que la signature del jazzman norteamericano se ve al contrario.

La guitarra tiene una pinta que no deja indiferente, llama mucho la atención el color del cuerpo, Savanah Sunset, que junto al dorado de los herrajes le da un aire muy elegante. Resulta más pesada de lo que es una acústica normal pero es que tiene un extra de hardware que incita a ello, esta de la prueba está en 3.3 kg.

Construcción, pala, mástil

La Rancher Fideli-Tron, se siente una guitarra consistente, la sensación cuando la tocas se parece a una eléctrica de caja, el mástil es de dos piezas de caoba que empalma con la pala. Con un perfil en “C” poco marcado, es muy cómodo de tocar y suave en el tacto. Sí que hemos visto un pelín de restos de cola en la unión con el cuerpo, aunque esta junta  es precisa y correcta por lo tanto. El diapasón es de palorrosa y lleva 16 trastes vintage, los inlays son de tipo Neo-Classic Thumbnail.  Incluye en la pala clavijas de afinación Deluxe Die-Cast en dorado y el acceso al alma cubierto por la típica plaquita en forma de campana.  Su fondo es negro con el logo de la marca y la herradura que la adorna en madreperla. La cejuela es de 43 mm de hueso sintético. Tanto el diapasón como la pala muestran un binding de color blanco. La longitud de escala es de 635 mm.

Cuerpo, electrónica

La forma del cuerpo es la de una dreadnaught, con un braceado de dos listones longitudinales en la tapa y placas de refuerzo bajo el puente y el vibrato Bigsby, que junto al arqueado del fondo y de la tapa están pensados para añadir fuerza a  la estructura de la guitarra, sin duda uno de los grandes retos de este modelo. No en vano la simple idea de “vamos a ponerle un Bigsby a la acústica” se tradujo en un año y medio de investigación para poder darle una forma correcta y estable.

También muestra en su unión con los aros y en la de estos con el fondo, un binding blanco-negro-blanco-negro. Como se ve unos acabados y una estética muy cuidados.
Los aros y el fondo  son de caoba laminada. La boca de la tapa es de forma triangular, esto es herencia de las usadas en la década de los 50 y que servía entonces como reclamo para los intérpretes de country & western, mercado muy de moda por esas fechas. La profundidad de la caja es de 85mm más estrecha de lo habitual en una dreadnaught pero que la hace más cómoda a la hora de tocar.

El acabado es en poliéster, una capa bastante espesa que le va a ayudar en su rendimiento cuando esta enchufada y no le perjudica demasiado en la proyección del sonido en acústico.

Aunque el mercado está lleno de propuestas para amplificar guitarras acústicas, en Gretsch decidieron desarrollar una pastilla humbucker, la Fideli-Tron, que también se ha empleado posteriormente en guitarras más convencionales como la Cabronita de Fender.  La pastilla persigue obtener una claridad y una respuesta muy limpia con poca salida. La ubicación de la pastilla tampoco es la usual, se encuentra encima de la boca, un sitio donde normalmente no hay espacio y por ello se redujo el diapasón a 16 trastes solo para instalarla. Como parte de la investigación se llegó a la conclusión de “encerrar” la pastilla en una cámara de aislamiento para eludir los posibles problemas de retroalimentación, el caballo de batalla en la amplificación de las acústicas. Dicha cámara no es sino una caja de madera. Presenta un botón para el control de volumen.

El puente de palorrosa en la base, es un Rocking Bar y el cordal es un Bigsby B70G con la palanca “Chet Atkins”.

Sonido y conclusiones

La primera conclusión a la que llegamos es que no se trata de una guitarra acústica pura, el Bigsby y el puente con la rueda de metal marcan una diferencia importante, de la misma manera que los trastes vintage, también el mástil tiene un punto de Gretsch eléctrica.
Mantiene muy bien la afinación, algo que parecía difícil a priori por las características de la guitarra y sonoramente muestra una buena presencia de medios y menos brillo que una acústica, nos ha recordado al sonido jazzero de una archtop, posiblemente por la ubicación de la pastilla cerca del mástil y no del puente como suele ser normal. Si se la ecualiza restándole frecuencias bajas y medias-bajas mejora sonoramente y curiosamente invita a frasear más que a tocar acordes abiertos.

La guitarra difumina la línea que separa una electroacústica de una eléctrica, llevándonos a unos terrenos muy interesantes de explorar y que dependiendo de nuestro estilo musical  permite crear distintos paisajes sonoros. Una opción a tener en cuenta para un segmento de sonidos y estéticas clásicas poco dado a las innovaciones.

José Manuel López

Gretsch Guitars

Rancher G5034 Fideli-Tron

Tapa de arce y aros y fondo de caoba

2 pieza de caoba

Palorrosa

16 vintage

Hueso sintético

Base de palorrosa con Rocking Bar y Bigsby B70G

Dorado

Deluxe Die-Cast

1 Fideli-Tron Humbucking (puente)

Volumen

Lateral

Savannah Sunset

 

0 comentarios en Gretsch Rancher G5034 Fideli-Tron
Deja tu comentario